Teclalibre Multimedios /

Por Ramón Mercedes

NUEVA YORK.- “Estamos viviendo momentos difíciles en donde los empresarios, industriales, comerciantes y el gobierno debemos sacrificarnos porque de lo contrario será peor cuando una persona ganando el salario actual no pueda comprar sus alimentos semanal, quincenal o mensual”.

La exhortación la hace el ex diputado por el Distrito Nacional, Emigdio Mercedes, quien recientemente planteó que debe producirse un aumento de salario en los sectores público y privado.

Reveló que tras ese último planteamiento lo llamaron amigos empresarios para decirle que eso va a provocar más inflación debido al aumento de la masa monetaria, en consecuencia, la demanda.

Sin embargo, explicó que de no hacer el sacrificio será peor cuando llegue el momento de la impotencia de los empleados y trabajadores al no poder adquirir la comida de su familia o no cubrir los gastos escolares, de salud, o el pago del alquiler de la casa.

“Soy propietario de negocios y reitero mi llamado para que se comience a discutir el aumento salarial a todos los niveles antes de que sea tarde”, manifestó Mercedes en nota de prensa enviada a este reportero.

“Los empresarios, industriales y comerciantes no debemos aplicar el aumento salarial al costo de la mercancía sino dejarlo como gasto, y si queremos llevarlo al costo, entonces debemos sacrificarnos disminuyendo el margen de beneficio, para así evitar con cualquiera de estas opciones que se incrementen los precios de los artículos”.

Dijo que el gobierno que preside Luis Abinader también debe sacrificarse y eliminar para siempre el anticipo. “No podemos seguir financiando al Estado Dominicano, adelantándole impuestos por supuestas ganancias, disminuyendo así la liquidez a los negocios”.

Consideró que al ideólogo de que un negocio tenga que pagar el 1% sobre los activos aun teniendo pérdidas en el año fiscal hay que condecorarlo con la medalla del repudio. “Eso hay que eliminarlo, es absurdo que un negocio teniendo saldo a favor no pueda compensarlo con otros impuestos”, sentenció.

“Estas son algunas de las piedras que impiden que los negocios puedan desenvolverse con liquidez, de formalizarse y crecer, viéndose obligados a recurrir, a préstamos bancarios”, indicó Mercedes.