Por Juan Carlos Espinal /

Nunca antes en la historia política contemporánea 1966-2020 se había dado un fenómeno social y político de trascendencia como la división del PRD en 1973 y la posterior salida del profesor Juan Bosch que hubo de conmocionar la sociedad dominicana de entonces.

Creado en 1939 en el exilio en Cuba el PRD se concibió como un instrumento de lucha de liberación nacional frente a la dictadura de Rafael Leónidas Trujillo Molina 1930-1961.

La división del PRD en 1973 marco el inicio del nacimiento del PLD, la irrupción en la arena política de la pequeña y mediana burguesía hacia la participación política y el advenimiento del pensamiento político marxista dentro del análisis de la concepción liberal como propuesta innovadora al análisis de pos guerra.

El legado político de Juan Bosch a la democracia representativa formaba parte de los anhelos de una parte de la sociedad dominicana que vio bien temprano la necesidad de realizar profundos cambios sociales, políticos y económicos en República Dominicana.

Con su profundo pensamiento político, denodados esfuerzos de planificación, recaudaciones populares, instrumentalización de los medios de comunicación, arte y cultura, organización y métodos, férrea disciplina partidaria, indudable vocación de servicio, patriotismo y un arsenal de ideas el PLD de Juan Bosch pudo hacer frente a los obstáculos de la dictadura constitucional del Dr.

Joaquín Balaguer, hizo frente a la persecución de la inteligencia norteamericana y en una acción política sin precedentes rompió el bipartidismo desplazando al PRD como partido opositor al PRSC. El legado del profesor Juan Bosch va mas allá de la creación del PRD y del PLD.

Entre 1930-1978 la sociedad dominicana había atravesado 48 años de un régimen dictatorial cuya transición neo trujillista hizo parir la reacción del desarrollismo capitalista y contra revolucionario de Balaguer entre 1966- 1978.

Republica Dominicana sufrio el golpe de estado de 1963 a Bosch y sufrió el desenlace de una guerra civil en 1965. La invasión norteamericana de 1965 reflejaba la posición geopolítica de los Estados Unidos de América en el caribe.

A partir de 1978 Estados Unidos comienza a operar frente al nuevo modelo neoliberal del consenso de Washington en el hemisferio imponiendo gobiernos militares, exportando los golpes de estado, el asesinato político, el exilio, la tortura y fomentando la división de la sociedad en América Latina. Ese periodo de la historia se conoce como la guerra fria.2

El PRD y en la practica la oligarquía cibaeña destacada en los procesos de pos guerra impulsada por Washington hubo de ganar las elecciones presidenciales del año 1978 y gobernaría 4 años mas hasta 1986 con Antonio Guzmán y Salvador J. Blanco.

El pensamiento político de izquierdas había llegado a Santo Domingo en 1946 a la llegada al país del exilio republicano español que tras la guerra civil España se refugio en el país. La llegada al poder de Fidel Castro en Cuba en 1959 así como el liberalismo europeo impactaron en toda una generación que abrazo las corrientes ideológicas y políticas de la insurrección , la lucha armada y la liberación nacional.

Las guerras de Vietnam y Corea impulsaban a EU hacia el control geopolítico de Asia y América Latina. En ese escenario de confrontación se daban los cambios sociales y políticos en la region caribeña que tras la crisis de los misiles Rusia – EU en 1962 convirtió el hemisferio en una guerra sucia. Francisco Alberto Caamaño Deño caería en 1973 fusilado en Caracoles y con el toda una generación de pensadores revolucionarios.

La izquierda dominicana no pudo darse cuenta a tiempo de los acontecimientos globales y ya un poco antes tras el golpe de Bosch en 1964 cayo fusilado Manuel Aurelio Tavarez Justo en una acción insurreccional.

Decapitado el pensamiento revolucionario, controlado el ejercito y los poderes del Estado la oligarquía dominicana junto al Departamento de Estado impuso en Santo Domingo sus condiciones. Entre 1986 – 1995 Balaguer y el PRSC gobernaron una década hasta la llegada al poder del Dr. Leonel Fernández Reyna quien gobernaría durante 3 periodos presidenciales: 1996-2000 y 2004-2012.

La desaparición como partido hegemónico del PRD y el fraude electoral a Bosch en 1990 abrió de par en par las puertas a Leonel Fernández y el PLD al poder. Por que? Sencillamente porque Bosch habia logrado romper el bipartidismo de José F. Peña Gámez y el PRD. La desaparición física de Joaquín Balaguer y las constantes divisiones redujo la capacidad de movilización de la burguesía neo trujillista.

Asimismo, el fallecimiento de Juan Bosch y Peña Gámez ponía punto final a la etapa de pos guerra que ya contaba con un nuevo líder en la figura de Leonel Fernández. El PLD se dividiría tras las elecciones primarias del pasado 6 de octubre creándose un profundo vacío político en República Dominicana.

La crisis global del neoliberalismo 1966-2010 dividió al PRSC, al PRD y al PLD y continuara profundizando la división de la sociedad dominicana.

Las desigualdades socio económicas en el seno de la sociedad de entre 1960-1990 son las mismas que las desigualdades socio económicas de entre 1990-2020 pero aun mas acentuadas y eso esta generando la posibilidad de un cambio de gobierno al 2020.

Se avecina una división en el Partido Revolucionario Moderno ( antiguo PRD) tras Hipolito Mejia Domínguez ( 2000-2004) haber pactado con Danilo Medina ( 2012-2020). Las divisiones existentes en el PLD y PRM traerán consigo nuevas fracturas políticas y el ascenso al poder de Leonel Fernandez.

Así como Bosch en 1973 estableció que el PRD había cumplido su misión histórica de esa misma manera en circunstancias diferentes creemos que la salida del PLD del Dr. Leonel Fernandez abre la posibilidad de mayor fragmentacion en el gobierno dominicano y en el PLD hacia la Fuerza del Pueblo organización creada por Leonel Hernández.

Si miramos al hemisferio con visión critica y observamos los niveles alcanzados por los precios del petróleo y las materias primas entendemos los procesos histórico- politicos que se llevan a cabo en las calles de Chile, Honduras, Colombia, Panamá, Ecuador, Bolivia y América Central.

El legado de Juan Bosch se esta materializando de nuevo en pleno siglo 21 a través de un complejisimo proceso dialéctico que provocara el surgimiento de una nueva fase de disrupción capitalista.

Dividido el PRD, dividido el PLD, dividido el PRSC surge la Fuerza del Pueblo como reacción a la quiebra del hilo constitucional, la crisis de representatividad de la democracia representativa, el avance del multiculturalismo frente al unilateralismo y el empobrecimiento de las clases medias en América Latina que genera inmovilismo social.

Estamos dando inicio al año 2020 y con el se construye un nuevo legado social, político y económico en la cultura democrática de la República Dominicana.