1991
Termina el Pacto de Varsovia

Después de 36 años de existencia, el Pacto de Varsovia, la alianza militar entre la Unión Soviética y sus satélites de Europa del Este, llega a su fin. La acción fue otra señal más de que la Unión Soviética estaba perdiendo el control sobre sus antiguos aliados y que la Guerra Fría se estaba desmoronando.

El Pacto de Varsovia se formó en 1955, principalmente como respuesta a la decisión de los Estados Unidos y sus aliados de Europa occidental de incluir una Alemania Occidental rearmada en la Organización del Tratado del Atlántico Norte ( OTAN ). La OTAN había comenzado en 1949 como una alianza militar defensiva entre los Estados Unidos, Canadá y varias naciones europeas para frustrar la posible expansión soviética en Europa occidental. En 1954, las naciones de la OTAN votaron para permitir que una Alemania Occidental rearmada entrara en la organización. Los soviéticos respondieron con el establecimiento del Pacto de Varsovia. Los miembros originales incluían la Unión Soviética, Alemania Oriental, Polonia, Hungría, Rumania, Bulgaria, Checoslovaquia y Albania. Aunque los soviéticos afirmaron que la organización era una alianza defensiva, pronto quedó claro que el objetivo principal del pacto era reforzar el dominio comunista en Europa del Este. En Hungría en 1956, y luego nuevamente en Checoslovaquia en 1968, los soviéticos invocaron el pacto para legitimar sus intervenciones para sofocar las revoluciones anticomunistas.

Sin embargo, a fines de la década de 1980, los movimientos antisoviéticos y anticomunistas de toda Europa del Este comenzaron a resquebrajar el Pacto de Varsovia. En 1990, Alemania Oriental abandonó el Pacto de Varsovia en preparación para su reunificación con Alemania Occidental. Polonia y Checoslovaquia también manifestaron su fuerte deseo de retirarse. Frente a estas protestas, y sufriendo de una economía vacilante y una situación política inestable, la Unión Soviética se inclinó ante lo inevitable. En marzo de 1991, los comandantes militares soviéticos renunciaron al control de las fuerzas del Pacto de Varsovia. Unos meses después, el Comité Político Consultivo del pacto se reunió por última vez y reconoció formalmente lo que ya había ocurrido efectivamente: el Pacto de Varsovia ya no existía.

Jaime Bruno