TECLALIBRE MULTIMEDIOS/
FUENTE: AGENCIA EFE

Santo Domingo, 30 nov (EFE).- República Dominicana ha logrado avances en el aprendizaje en los niveles primarios, pero continúa por debajo del promedio de la región, y el país mantiene una alta proporción de estudiantes en el nivel más bajo de desempeño.

Así lo establecen los resultados del Estudio Regional Comparativo y Explicativo (ERCE) 2019, dados a conocer este martes por la UNESCO, y que incluyó evaluaciones a estudiantes de tercer y sexto grado de 16 países de América Latina.

República Dominicana presenta mejoras en todas las áreas evaluadas, tanto en tercer como sexto grado, respecto del anterior estudio, realizado en 2013, principalmente en matemáticas en tercer grado.

Sin embargo, los resultados alcanzados continúan por debajo del promedio de la región y el país mantiene una alta proporción de estudiantes en el nivel más bajo de desempeño.

El estudio, dado a conocer por el Laboratorio Latinoamericano de Evaluación de la Calidad de la Educación (LLECE), de la Oficina Regional de Educación para América Latina y el Caribe (Orealc/Unesco Santiago), precisó que en lectura de tercer grado los estudiantes dominicanos obtuvieron 624 puntos, puntaje que es inferior a los 697 puntos del promedio regional.

Además, el país obtuvo un mayor porcentaje de estudiantes en el nivel I, de más bajo desempeño, (80,1 %) que el promedio regional (47,7 %).

Sin embargo, respecto del estudio de 2013 se incrementó la proporción de estudiantes en el nivel IV de alto desempeño de 2,2 % a 4,4 %.

En sexto grado, los estudiantes dominicanos de lectura alcanzaron 644 puntos, inferior al promedio regional (696 puntos).

En matemáticas, en tercer grado, el estudiantado obtuvo 624 puntos, resultado que es inferior al promedio regional, 698 puntos.

En sexto grado, los estudiantes alcanzaron un promedio de 636 puntos, resultado que es inferior al promedio regional (696).

En ciencias, en sexto grado, las niñas y niños dominicanos obtuvieron 649 puntos, resultado inferior a los 702 puntos del promedio regional.

El coordinador del Laboratorio LLECE, Carlos Henríquez, destacó que «a la luz de los resultados del estudio ERCE 2019, República Dominicana tiene el desafío urgente de generar un plan de desarrollo del sistema educativo y fortalecer la institucionalidad en función de realizar los próximos pasos con la prioridad de avanzar hacia una educación más inclusiva y equitativa».

Además, el país caribeño debe reconocer la importancia de la igualdad de género y la diversidad cultural y propiciar oportunidades educativas «para que todas y todos los estudiantes cuenten con los aprendizajes fundamentales para su desarrollo».

Desde 2013, República Dominicana destina el 4 % de su producto interior bruto (PIB) a la educación preuniversitaria.