ESTADOS UNIDOS – La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, en inglés) aprobó hoy, viernes, las vacunas de refuerzo de COVID-19 desarrolladas por Pfizer y Moderna para todos los adultos mayores de 18 años.

La decisión implica que se expande la campaña del gobierno de Joe Biden para reforzar la protección contra el virus y evitar un nuevo repunte en hospitalizaciones y muertes.

No obstante, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) deben acordar expandir los refuerzos de Pfizer y Moderna incluso a adultos jóvenes sanos. Sus asesores científicos debían debatir más tarde durante este viernes.

Si los CDC están de acuerdo, decenas de millones más de estadounidenses podrían tener tres dosis de protección antes del nuevo año. Cualquiera que haya recibido la vacuna Johnson & Johnson de una dosis ya puede recibir un refuerzo.